¿CÓMO SABER SI QUEDARME O ABANDONAR? 5 FORMAS DE “DISCERNIR” LA VOLUNTAD DE DIOS

cara-duda-hombre¿Te has preguntado alguna vez cómo saber con exactitud cuando es el tiempo de avanzar o dejar una relación amorosa, sociedad, negocio, proyecto, trabajo o ministerio? En palabras cristianas-evangélicas, ¿cómo saber la voluntad de Dios en tal asunto? Bien, si eres de los miles que se hacen estas mismas preguntas eres bienvenido a este artículo, reflexión pensada en personas comunes que aunque practicantes de los principios del Reino se han enfrentado en más de alguna ocasión ante una decisión crucial: ¿Seguir o abandonar? ¡Esa es la cuestión!

Hablemos primero del Club de “Los Voluntad de Dios”.

En mis años como pastor y docente teológico me sigo encontrando con aquellos que simplifican su vida y la complejidad de lo que esto implica con una sola frase: “Hay que discernir la voluntad de Dios”. Sí, me refiero a esas personas que con un aire místico resuelven todas sus decisiones y la de los demás con esta bendita afirmación. Resulta tan fácil para ellos encontrar la voluntad de Dios que a veces me pregunto, ¡¿por qué rayos no puedo acceder a la divinidad como lo hacen esas personas?! (jeje) ¿Será que me hace falta orar más? ¿leer la Biblia más? ¿ir más a la iglesia? ¿hacer mis penitencias? En realidad hago todo eso y más, pero conocer la voluntad de Dios es mucho más profundo que declararlo, de ahí que los miembros del “club de la voluntad de Dios” son personas sinceras en su afirmación, pero poco prácticos a la hora de enseñarles a los “simples mortales” cómo se hace para discernir la voluntad del Todopoderoso, simplemente no logran aterrizar su mensaje espiritual a uno más terrenal donde nos encontramos la inmensa mayoría. Los de este club son personas que sin lugar a dudas tienen la firme convicción de escuchar a Dios mismo hablándoles y eso está bien, así debería ser, pero…, ¿podrían enseñarnos cómo también nosotros podríamos escuchar al Señor diciéndonos de manera explícita qué hacer? Y un silencio teológico los embarga.

La Enseñanza Clásica.

A menudo me encuentro con las típicas enseñanzas de cómo discernir la voluntad de Dios en los púlpitos de colegas, enseñanza que ha sido pilar en la vida de la iglesia y que no debe ser descartada, al contrario, debe ser estudiada con respeto, admiración y una profunda asimilación.

leerbiblia1. Lee la Biblia: Leer la Biblia a diario y estudiarla nos ayudará a tener más posibilidades de discernir la voluntad de Dios para cualquier asunto, ¿por qué? Sencillo, cuando leemos las Escrituras nuestra mente recibe la información correcta y necesaria para hacernos más sabios en las cuestiones de la vida. Se los pongo así: Estamos tan bombardeados con información de todo tipo que nuestro cerebro se ve saturado (la información sin formación produce deformación), entonces la Biblia actúa como una lámpara que nos guía por el camino de la vida. Sí, leer el Libro Sagrado nos hace más inteligentes, hábiles, acertados a la hora de decidir los asuntos más sencillos y los complejos también porque actúa en el centro de la toma de decisiones de nuestro cerebro (Salmos 119:105, Josué 1:7-8; Hebreos 4:12).

2. Ora a Dios y pídele Discernimiento: Es sabido que la oración es poderosa porque abre puertas y las cierra también. De ahí que incluso estudios científicos afirman que las personas que oran son más felices ¡y así es! Por eso el Maestro de Nazaret nos declaró: “Pedid y se os dará, buscad y hallaréis, llamad y se os abrirá” (Mateo 7:7). Y esto de pedir, buscar y llamar debe ser un hábito si en verdad deseamos saber cómo decidir bien, es un asunto “de vida o muerte”. En la oración podemos encontrar sabiduría (Santiago 1:5), fortaleza para el alma y así no caer en tentación (Mateo 26:41) y respuesta a nuestras peticiones (Filipenses 4:6). Por lo tanto, la disciplina de la oración nos acercará aún más al conocimiento de la voluntad del Padre.

esuchar-a-dios3. Deja que Dios te Hable: Finalmente en la doctrina tradicional se nos enseña el dejar que Dios nos hable, y esto puede ocurrir por medio de una predicación dominical, por el consejo de un líder espiritual, un sueño proveniente de Dios, una alabanza que te entrega un mensaje o incluso por medio de una profecía. Todo esto es típico en la liturgia cristiana evangélica, por tanto no es extraña para quienes llevan años en el mundo cristiano; sin embargo, es quizá la forma más “peligrosa” de discernir la voz de Dios porque dependerá de dos factores críticos: 1) El emisario, 2) La hermenéutica del receptor. Y no obstante, muchos son los testimonios de personas que en verdad han descubierto la voluntad divina por medio de una teofanía especial, desconocer estos casos sería ignorante y arrogante, pero insisto, es un camino difícil y resbaladizo, no obstante, “Porque no hará nada Jehová el Señor, sin que revele su secreto a sus siervos los profetas” (Amós 3:7).

Sigue las Señales…, Insisto, ¡Sigue las señales!

Ahora bien, todo sería más fácil si pudiésemos escuchar la voz de Dios de manera audible al estilo Abraham, Moisés, David y todos esos personajes del Antiguo Testamento que parecían tener el celular de Dios, ¿verdad? pero en la vida real -aquí y ahora-, a menudo se nos torna difícil esto. Como diría el santo Agustín de Hipona, “hay tanto ruido en la ciudad que no puedo escuchar la voz de Dios”. No obstante, si a la enseñanza tradicional le sumamos algunos consejos que he escrito para ustedes es muy probable que podamos discernir respecto a avanzar o salir de cualquier situación, claro, siempre agudizando nuestros sensores espirituales porque a fin de cuentas la última palabra la tiene el Jefe Supremo, ¿capiche?

1. Jacob y Labán (leer Génesis 30 y 31).

Luego de quedarse con su suegro y comenzar a formar su propio ganado según lo acordado con su ex-jefe y ahora socio, las cosas anduvieron bien algunos años pero llegó un momento en que las circunstancias declaraban a todas luces que era tiempo de salir. El porfiado de Jacob debió salir en su primera discusión, pero decidió quedarse…, mal por él (Gn. 30:29-30). ¡Qué importante es poner atención a las señales que te da la vida! Si hiciéramos esto nos ahorraríamos muchos dolores de cabeza; es que hay personas que siguen por años en la misma empresa y relación cuando hacía tiempo que debieron salir pero siguen allí como esperando “un cambio”; pobres ilusos incapaces de discernir los estadios y  luego se quejan del porqué sus vidas son tan sombrías. Jacob debió salir, pero se quedó 6 años más aguantando miserias (Gn. 31:38); en total fueron 20 años de penurias.

Veamos las Señales que la Vida le Obsequió al Patriarca:gmbmexdx-1322514847-700x464

  • Primera señal: Los hijos de Labán andaban diciendo que Jacob se había enriquecido a costa de su padre, sus propios cuñados hablaban mal de él (31:1). ¿Cómo creen que esto le hizo sentir?
  • Segunda señal: Labán ya no lo trataba como antes (31:2). ¿Te ha pasado esto, cuando percibes que algo se “rompió” en tu empresa, relación, sociedad; cuando el encanto ya no está en la Organización a la que perteneces?
  • Tercera señal, y la más clara de todas: Dios le habló claramente y le dijo que se fuera a tierra de sus padres (31:3). Sólo los rebeldes y obstinados persisten en algo que Dios ya ha desechado.
  • Cuarta señal: Su suegro y “socio” lo seguía tratando como a un jornalero, además de engañarlo y cambiarle el sueldo muchas veces (31:7). Fue Silvester Stallone quien en la película Rocky VI desafía a su hijo con estas palabras: “Si crees que vales más de lo que te pagan, entonces sal y consigue lo que tú crees que vales, pero debes estar dispuesto a recibir los golpes que la vida te dará”, este diálogo sencillamente me encanta y nos haría bien en anclar.
  • Quinta señal: Sus esposas Raquel y Lea apoyaban cien por ciento a Jacob en la nueva aventura que se estaba gestando, es decir, salir de la sombra de Labán pues “ni ellas mismas recibían buen trato de parte de su padre” (31:14-16). Y debo agregar: Cuando un hombre es respaldado por su esposa en cualquier emprendimiento, ten por seguro que tienes hartas probabilidades de triunfar.

2. Elías y el Arroyo del Jordán (1ª Reyes 17:2-9).

En el relato bíblico se nos cuenta que la sequía llegó a todos los rincones del país hebreo por eso Dios le dijo a Elías que se fuera a un arroyo cerca del Jordán donde sería alimentado por el Señor mismo -la historia ya la saben-. Sin embargo, tiempo después el riachuelo se secó y nuevamente la voz de Dios se hizo sentir en el profeta al decirle, “Ve ahora a Sarepta de Sidón…” (v. 7).

515f1ef0db15a_615x409Ahora bien, nótese que el Señor habló a su siervo cuando el arroyo se secó. ¿Será que lo hizo por medio de voz audible? Es muy probable pues esto solía ocurrir con ciertos personajes veterotestamentarios, pero además es muy seguro que Elías comenzó a ver cómo día a día su provisión de agua se secaba cada vez más. Sí, seguramente el agua comenzó a desaparecer lentamente y así transcurrieron los días hasta que el profeta tuvo que tomar una decisión en base a una pregunta: ¿Me quedo o me voy? Su decisión afectaría su vida significativamente. Si decidía quedarse se “secaría” al igual que el arroyo; si se iba encontraría la vida, aunque esto significa irse a vivir a expensas de una pobre viuda, lo cual nos enseña que “salir de la zona de confort implica moverse -en ciertas ocasiones-, a lugares aparentemente peores que el anterior”, y no obstante, si hacemos la movida en la voluntad de Dios, incluso la “viuda puede alimentarnos”.

Pero lo crucial en el caso de Elías es que el él no sólo escuchó la voz de Dios, usó el “sentido común” para discernir que era tiempo de moverse. Elías vio con sus propios ojos cómo el arroyo se secaba y entonces salió de Querit hacia Sarepta. Esto debe enseñarnos a movernos cuando vemos que “el arroyo en el que estamos se está secando”; o sea, cuando la relación amorosa, el negocio, la organización comienza a “apestar” producto de la sequedad. Pero ojo, esto de movernos puede ser tanto solos como en compañía. A veces Dios quieres que dejes el arroyo y te muevas solo, pero en otras deberás moverte con tu esposa/o hacia Sarepta donde juntos serán sanados, allí en el desierto, en casa de la viuda. ¿Cómo discernir esto? y otra vez caemos en la pregunta del millón, pero sólo vos te puedes responder pues no hay recetas iguales.

Conclusión.

A Jacob le tomó 20 años salir del lado de su suegro, veinte años en que su vida se hizo miserable a pesar de que las señales hablaban por sí solas; a Elías en cambio le tomó un par de semanas entender que debía moverse porque o si no se moría al igual que el arroyo. Por otra parte, en ocasiones debemos quedarnos en cierto lugar -trabajo, relación, proyecto u organización-, hasta que tengamos plena certeza de lo que debemos hacer.  Y esta certeza se puede conseguir siguiendo los siguientes consejos, consejos que en verdad son el resumen de todo lo escrito en este artículo:

  1. Leyendo la Biblia todos los días y haciendo caso de lo que ella dice
  2. Orando a Dios todos los días pidiendo el descubrimiento de Su voluntad
  3. Siendo sensibles a las teofanías del Señor quien a menudo habla claro
  4. Siguiendo las señales que la vida te da
  5. Siendo obedientes y no porfiados, procrastinadores ni miedosos a la hora de salir cuando ya tenemos la certeza de hacerlo.

Seminario dictado en Guayaquil: Liderazgo de Mentoría
Seminario dictado en Guayaquil: Liderazgo de Mentoría

Gabriel Gil es coach integral sistémico y mentor de vidas, de profesión teólogo. Su propósito en la vida es “guiar a las personas hacia Dios ayudándolas a mejorar sus vidas”. Es fundador y director de MENTHOR, Consultora en Desarrollo Humano. A través de esta consultora ha impartido seminarios, talleres y charlas desde México a Chile de manera presencial, y seminarios virtuales a varias personas en diferentes Continentes. Muchos líderes han logrado subir su nivel de eficiencia -personal y organizacional-, al tomar los programas de entrenamiento que Gabriel ha creado.

Anuncios

11 thoughts on “¿CÓMO SABER SI QUEDARME O ABANDONAR? 5 FORMAS DE “DISCERNIR” LA VOLUNTAD DE DIOS

  1. Jacqueline Brioso 21 agosto, 2015 / 10:51

    Es interesante reconocer que como cristianos nos escudamos Muchas veces en la frase: que sea la voluntad de Dios; Cuando realmente no comprendemos lo importante y poderosas que son esas palabras. Me hizo reflexionar mucho este tema pastor Gabriel, muy acertadas sus palabras. Agradezco sus enseñanzas. Que Dios siga respaldando y bendiciendo su ministerio.

    Me gusta

  2. Ruth Moya 12 agosto, 2015 / 00:30

    Creo que Dios dispuso de todas sus señales para realizar mis sueños que son los que el puso en mi corazón para alcanzar a los que serán los encargados de cambiar nuestro mundo, pero tambien se que cuando se avanza tras un objetivo en la vida habrán grandes distractores, pero eso ya no me vence Dios puso en mi vida Familia y Amigos de los buenos con los que puedo contar, que tienen como me dijeron “sentido común”, ellos sabrán cumplir con su deber en amor hacia mi vida y mis pequeñas, su ayuda y Lealtad son mas poderosas que cualquier Gigante. Prosigo hacia la meta entonces…con la madures y alegría de saber quien va en cada paso en mi ser pues NO ESTOY SOLA… Te Amo Dios…El dador de los Sueños.

    Me gusta

  3. Veronica Hugo 11 agosto, 2015 / 20:06

    Excelente Gabriel, gracias por tus palabras como siempre tan acertadas y acordes a los tiempos en los que vivimos. Saludos desde Ecuador. 🙂

    Me gusta

  4. Marco Arevalo 11 agosto, 2015 / 18:11

    Maravilloso, gracias Gabriel Gil por tan maravillosos artículos y gracias Dios por utilizar a este hombre para hablarnos y hacernos entender de que no tenemos necesidad de crear la rueda o inventar todo desde la nada, si tu Padre Celestial ya nos lo das con solo leer tu palabra y seguir los principios y ejemplos que nos das. Gracias pastor Gabriel, Dios derrame muchas mas bendiciones en su vida hasta que sobre y abunde, y sabiduría y conocimiento.

    Me gusta

  5. Gladys Moya 11 agosto, 2015 / 17:59

    Gracias pastor por compartir su sabiduria con nosotros, en verdad una gran ayuda sobretodo para mi que soy un tanto racional , para percibir y vivir las cosas espiritules y muchas veces siento ser alguien que no encaja en lo comun de los cristianos espirituales, lo que me ha traido muchas dificultades por ello agradesco al Señor primeramente y a ud. por esta enseñanza, Dios siga Bendiciendo su vida.
    Creo que Dios a sido siempre claro al hablarme pero he sido yo quien, no respondo a lo que se me dice, ayudeme el Señor a no ser tan temerosa al decidir y creer que todo esta bajo el control del Señor

    Me gusta

  6. Barbara Jimenez 11 agosto, 2015 / 17:47

    Muy buen artículo, soy una de las miles de personas que se preguntan cuándo es el tiempode Dios, cómo saber cuál es su voluntad, etc. Me siento identificada y son consejos prácticos, que es lo que necesitamos y claro las señales vienen tambien de Dios. Gracias por compartir tan excelente material. Aunque tuve que buscar tres palabras en el diccionario pues no conocía su significado. Recomendadisimo.

    Me gusta

  7. vanessa 11 agosto, 2015 / 15:06

    ¡justo lo que necesitaba!
    Dios lo bendiga. 😊

    Me gusta

  8. Mrs. Samuel 11 agosto, 2015 / 14:23

    Pastor sabe usted describio em ciertas formas lo que pasamos. A mi esposo le tomo anos aguantar muchas cosas y yo estaba viendo que el rio se estaba secando que era tiempo de salir! !! Mi esposo seguia orando por la” voluntad de Dios ” hasta que un dia DIOS lo impulso a salir y hoy vemos que fue la decision correcta y DIOS la confirmo con UN Pastor de Argentina que vino a pasar el dia En Chennai, DIOS nos hablo a los dos y asi comenzamos la obra ministerial En SHEKINAH TABERNACLE. Me siento muy identificada con este post, me confirma una vez mas que estamos En la voluntad de Dios y no hay lugar mas seguro que estar en la voluntad de Papa. Gracias por sus mensajes. Son siempre de bendicion.

    Me gusta

  9. Silvia Laola 11 agosto, 2015 / 13:00

    Muy buen artículo pastor y muy cierto!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s