¿CÓMO CONSEGUIR NOVIA A LOS 30?

Cuando le preguntas a un soltero cristiano que bordea los treinta años -más o menos-, del porqué no ha conseguido novia aún, sus típicas respuestas pueden ser:

a) Estoy esperando en la voluntad de Dios,

b) no se me ha presentado la oportunidad todavía,

c) no tengo urgencia,

d) he decidido hacerme monje e hice votos de castidad (esto último no suele ocurrir jeje).

Sin embargo, son pocos los predicadores que entregan a los jóvenes-adultos algunas respuestas que puedan orientarlos en tan importante evento como lo es concretar un proyecto de vida, respuestas prácticas para el aquí y ahora.

Lejos de hacer una mofa presento a mis seguidores de facebook -varones solteros en la edad mencionada-, unos sencillos pero prácticos consejos producto de mis observaciones de la vida. Si te sirven tómalos, si falta agregar añade unos cuantos, si no te sirven sigue navegando en la red. Por cierto que mis consejos no son los típicos que encuentras en las iglesias, ya sabes, “oración, ayuno y todo eso”, no que esté mal, pero me doy cuenta que esas nobles recomendaciones no son muy claras para quienes en verdad desean encontrar a la mujer de sus sueños. Así que antes de tratarme de superficial por no ser tan místico, échale una miradita a estas líneas:

1. ¡Deja la casa ya!
Si aún vives con tus padres a tus 30 años es menester que consigas una casa propia o alquilada. Al vivir en casa paterna entregas un claro mensaje a las posibles candidatas, ¿cuál? “que aún no te destetas de tu mami”, y las mujeres odian eso pues buscan un hombre con independencia. Por supuesto, el dejar la casa no significa que abandones a tus padres, los sigues visitando y cuidando si fuera el caso, pero recuerda, los hombres nacimos para formar nuestra propio hogar.

2. Aumenta tus finanzas
Cada vez encontramos más féminas que tienen trabajos y reciben paga por ello, esto es muy común en nuestra sociedad, ¿pero sabes? el instinto materno de las chicas las conducirá a buscar hombres con solvencia financiera que pueda ayudarlas a preservar la especie. Ellas fueron dotadas por el Creador con un mecanismo interior que las impulsa a detectar a los “machos alfa” capaces de sostener una familia y con ello, proteger la vida de los futuros hijos. No se trata de que las mujeres son interesadas por el dinero (en ninguna manera sostengo eso), pero vamos, cuando eres solvente en finanzas entregas un mensaje directo…, ¡soy capaz de mantener una familia!

3. Sé más sociable
Si sólo te dedicas a trabajar, trabajar y trabajar, dime, ¿en qué tiempo tendrás oportunidad de conocer mujeres? Debes ampliar tu círculo social, salir más, explorar, navegar, claro, no me refiero a visitar lugares donde un cristiano no debería ir. Quizá la chica de tus sueños no está en tu iglesia porque allí son o muy maduras en edad -tipo ministerio de damas-, o niñitas de Escuela Dominical, ¿capiche? Tu mapa genético dice que eres un explorador, entonces… ¡¿qué rayos haces un día viernes en la noche navegando en internet viendo fotos de chicas atractivas en facebook?!

4. Mantén tu cuerpo en forma
La panza gelatinosa, los muslos gordos, los brazos fofos y un torso flácido no resulta atractivo para nadie, salvo para tu madre que aún te considera “su osito”. ¡Pamplinas! Ponte en forma de una vez, sale a caminar, hacer ejercicio, inscríbete en un gimnasio a la brevedad, ellas también se deleitan al ver un cuerpo bien cuidado. Eso que dicen que las mujeres no miran es un mito, sí miran y admiran a un hombre que pone cuidado en su cuerpo.

5. Ocúpate de ser el hombre correcto.
“Antes de preocuparte por encontrar la mujer correcta, ocúpate de convertirte en el hombre correcto para ella”. Para esto practica lo mencionado antes y añade una vida espiritual rica en comunión con Dios. Las mujeres solteras cristianas también andan en busca de su príncipe azul, y si ese príncipe tiene a Dios como su Señor, hay más probabilidades de encontrarse mutuamente porque ellas detectan fácilmente a uno que en verdad es hijo de Dios y a otro que aparenta serlo.

Espero no haber sido pesado con estos consejos a los cuales podemos añadir por supuesto la oración, el ayuno y el esperar en Dios; pero vamos hombre, tu Eva no caerá del cielo, a menos que seas Adán, ¡debes mover ese cuerpo e ir por tu reina!

Etiquetaré a algunos pastores amigos y líderes de jóvenes. Ellos ya consiguieron su chica ideal haca años atrás, por lo que este post no es para ellos, sino para que sus jóvenes puedan leer. Les animo a compartir, gracias.

Finalmente…, “encontrar una buena esposa es encontrar el bien, pues eso muestra que el Señor está contento contigo” (Proverbios 18:22)

Un aporte de Gabriel Gil, Mentor de Vidas – http://www.menthor.cl

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s